Krull

  • Director: Peter Yates
  • Año: 1983
  • País: Estados Unidos/Reino Unido
  • Género: Fantasía, ciencia ficción, acción.

Estas fueron las palabras que, en su día, le dedicaron a la película que hoy se hace un hueco en mi querida morada:

“Pobre filme de género fantástico que bebe de clásicos sobre cuentos de espadas, batallas contra el maligno y bellas princesas.” (Crítica en FILMAFFINITY)

Y los grandes interrogantes son: ¿la crítica especializada tiene razón? ¿Es mejor no perder el tiempo en su visionado?  Bueno, si de algo sirve una mala crítica es de aliciente para sumergirse en dicha obra con nulas expectativas. Y puedo asegurarles que, con sus fallos, no es tan terrible como la quieren pintar:

En el Planeta Krull, dos reinos enemigos deciden establecer una alianza concertando un matrimonio entre el príncipe Colwyn (Ken Marshall) y la princesa Lyssa (Lysette Anthony)

Dicha boda será interrumpida por La Bestia, una criatura que viaja por el Universo con su ejército en La Fortaleza Negra. Una especie de nave espacial con forma de montaña que cambia constantemente de ubicación.

¿Y qué hace el personaje malvado? Pues lo que todo malvado haría: secuestrar a la princesa y masacrar al reino. Colwyn, el único sobreviviente, será guiado por Ynyr (Freddie Jones) hacia su viaje para rescatar a su amada y, derrotar a La Bestia con la mítica arma capaz de lograr tal proeza: el Krull (que es sospechosamente muy similar a una shuriken)

Y así es como comienza esta travesía , en la cual se irán anexando un grupo de variopintos personajes. Todos, de hecho, son arquetipos: el héroe valiente e impulsivo, el guía sabio, el torpe que se mete en varios entuertos, etc.

La fotografía y los efectos especiales son fantásticos. La utilización de luz natural, la combinación de bellos paisajes con escenarios cuidadosamente construidos son el punto fuerte del film.

Krull#04

 

La banda sonora es acorde y destila esas cuotas de heroísmo que la historia necesita. Mientras que los diálogos son ocurrentes y ágiles:

-La muerte y el poder son primos hermanos.

-Creo que no me gustan tus parientes anciano.

“¿Yo? ¿Viajar con ustedes? ¿Sabes quién soy? Soy Ergo el Magnífico. Pequeño de estatura, grande en poder, minucioso de propósitos y amplio de miras. Y no viajo con campesinos ni mendigos”

Las fuentes de inspiración de Krull saltan a la vista: Star Wars, El señor de los anillos y la Leyenda del Rey Arturo (en palabras de sus creadores) Se puede decir que sale bien parada de combinar fantasía y ciencia ficción.

 

Y ahora toca contarles los puntos en los que flaquea, que asumo son los que hicieron arrugar la nariz a quiénes fueron a verla. O puede que haya sido por otros motivos muy diferentes. Como sea, lo que me decepcionó fue la batalla final:  resulta que el ejército y la fortaleza son más mortíferos que su señor ¿Dónde se ha visto?

Por otro lado la pareja protagonista no es carismática ni despierta simpatía. Ambos son bastante simplones. Podrían no estar que la película seguiría su historia sin perder nada. Y no conviene encariñarse mucho con los secundarios.

A pesar de esto el objetivo lo cumple: entretiene. No es una obra de arte pero tampoco un mamarracho. Se disfruta a pesar de las fallas y eso, a fin de cuentas en una historia de este estilo, es lo importante. Que hay mejores obras no lo discuto. Pero tenerla en mi lista de films vistos no me molesta. Me sirvió para escribir esta entrada. Y eso no es poca cosa.

 

Anuncios