El castillo ambulante (Diana Wynne Jones)

“EN EL REINO DE INGARY, donde existen cosas como las botas de siete leguas y las capas de invisibilidad, ser el mayor de tres hermanos es una desgracia. Todo el mundo sabe que el mayor es el que fracasa primero, sobre todo si los tres salen a buscar fortuna”

  Así comienza esta novela, llena de humor y magia. Por sus páginas se dan citas espantapájaros, demonios de fuego, brujas, magos y príncipes. La historia sigue a Sophie Hatter y su lucha por deshacer una maldición que la Bruja del Páramo le ha impuesto. Para ello recurre al mago Howl, famoso por devorar los corazones de las jóvenes. Pero la protagonista no tiene nada que temer ya que ella es ahora una anciana de casi 90 años el asunto es ¿accederá Howl a ayudarla?

La relación entre estos dos personajes es lo que hace tan especial su lectura, eso y el Castillo sería genial vivir en un lugar así, cada puerta accede a un sitio distinto y a la vez te estas moviendo continuamente, es sencillamente fascinante.

En fin, este par pasa toda la historia discutiendo porque el hecho de que Sophie se vea como una anciana no deja de ser una joven de 17 años en su interior, o en otras palabras un alma joven en un cuerpo viejo. Lo mismo va para Howl será un respetado mago pero su actitud muchas veces es la de un niño malcriado.

Junto a ellos se encuentran personajes como Calcifer quien controla el castillo con su poder y está unido al mago mediante un misterioso contrato, Michael el aprendiz de brujo, las hermanas de Sophie, un perro misterioso, la dichosa Bruja del Páramo entre otros. Cada uno haciendo su aporte a la historia, me gusta mucho como finaliza ya que entre la confusión de personajes se acepta una propuesta.

Definitivamente Diana Wynne Jones es una muy buena opción si quieren pasar un rato divertido y les gusta la fantasía así como el humor absurdo y los malos entendidos (ohh son mi deleite), en el blog de Magrat tienen más información sobre la autora aquí: Diana Wynne Jones… ¿Por dónde empezar? Por último agradecerle a ella por animar a leer a esta simpática e imaginativa autora que sabe darle una vuelta de tuerca a los cuentos de hadas más tradicionales.

Como dato extra les menciono que el querido maestro Hayao Miyazaki llevó esta obra a la gran pantalla en el año 2004. La cual se toma algunas licencias a la hora de presentar la historia, no deja de ser muy buena (es Ghibli después de todo) pero recomiendo la lectura del libro encarecidamente, es interesante hacer las comparaciones entre el Howl de tinta y papel y el de la pantalla. Con un par de pases mágicos serán transportados a una novela encantadora que deja un buen recuerdo.Moving.jpg