Fragmento #01 (Visitas inesperadas)

24 de Enero

La abuela y yo estábamos sentadas en las escaleras de la entrada de la casa contemplando la puesta de sol. En eso oímos el teléfono, como de costumbre jugamos piedra-papel-tijeras para determinar quién iba a contestar. La abuela ganó en la primera ronda (es una jugadora nata) asique fui a contestar.

Cuando salí de la casa le dije:

-Abue, llamaron las géminis vienen de visita mañana con sus hijos, nueras y nietos. En total son diez personas, preguntaron si necesitamos algo.

La abuela enderezó sus anteojos y contestó:

-Sí, una casa más grande.

Anuncios